Cómo hacer un cesto de los tesoros

cesto de los tesoros

Cómo hacer un cesto de los tesoros

El bebé se aburre y no sabemos donde meterlo, hay que barrer, lavar, cocinar… Me encantaría escribiros que os regalo una chacha ;p por desgracia no está el horno para bollos. Así que os traigo la opción low cost» Instrucciones sobre  cómo hacer un cesto de los tesoros que mole mogollón! ^^

 

Empecemos por el principio…

 

¿Para qué sirve la cesta de los tesoros?

 

Esta actividad ayudará a vuestro bebé a entrenar la coordinación oculo – manual (megasúperiperimportante para la escritura!) y a explorar el mundo a través el tacto y la oralidad. Si tenéis un baby por casa os habrá quedado más que claro que en esta etapa aprenden agarrando objetos y metiéndoselos en la boca. Esto le ayuda a descubrir sus características ^^

Y es que un bebé aún no sabe que una pelota puede rodar, así que le mola caracola cuando lo descubre! ¿Y la sorpresa que se lleva cuando estruja una pelotilla de tenis después de haber estrujado una de espuma? La cara no tiene precio!

 

Exacto, me vais pillando!

 

Los bebés empiezan desde cero! Y cero significa que tienen que probarlo y tocarlo todo porqué el MUNDO ES SORPRENDENTE!!!! Así que la idea básica para hacer este súpermegacesto es el de estimular los sentidos del bebé. Agrupad objetos pensando en su forma, dimensión, consistencia, olor, sabor, tacto…

 

Y ahora sí! Ya podemos empezar!

 

¿Cómo hacer un cesto de los tesoros?

 

«Easy – peasy!» Chupadísimo! ^^

 

Ya hemos dicho que hay que recolectar objetos de diferentes características y materiales.  Limpiadlos y dejadlos en un cesto delante del bebé. Lo ideal, según Goldshmied (la señora que lo ideó), es que sea de mimbre (35 cm de diámetro) con fondo plato. Pero sinceramente se hace lo que se puede así que no me pondría tiquismiquis. Hasta con una ensaladera se obtiene el efecto deseado. Cada semana podéis variar los objetos para que sean novedosos, así le daremos diferentes estímulos al peque.

¡Truco!

Como los objetos serán cosas que tenéis por casa podéis hacer como yo… antes de poner el lavaplatos dad una ojeada rápida en los cajones de la cocina y del dormitorio y lo que pueda ser útil lo metéis dentro (o sino en la lavadora),  sin liarse demasiado.

Os puedo asegurar que LES ENCANTA! El bebé desaparece un ratito con este juego 🙂 Y mami finalmente obtiene su libertad condicional xD

 

Qué materiales utilizar

 

Mi amiga E. Goldschmied escribió una lista de 100 objetos divididos por categorías, pero vamos a simplificar la cosa. Pensemos en las características que nos aportan los 5 sentidos:

  • Tacto: forma, consistencia, peso
  • Vista: color, forma, longitud, resplandor
  • Oido: timbre, tintineo
  • Olfato: olores varios
  • Gusto: gustos diferentes
  • Sensación del cuerpo en movimiento

 

Algunos de los objetos propuestos en esa súperlista que podéis poner en el cesto de los tesoros son:

 

  • Objetos naturales: piñas, piedras, castañas, plumas, tapones de corcho, conchas, esponja natural, limón o manzana (enteros), nueces, piedra pómez.
  • Objetos de materiales naturales: pelota de lana, cepillo de dientes, pincel para maquillarse, pincel de pintor.
  • Objetos de madera: cuchara, pinzas para la ropa, cubos, cajas, castañuelas, sonajeros, anillas de las cortinas, pelotas de madera.
  • Objetos de metal: cucharas, llaves, embudo, cajas herméticamente cerradas con dentro arroz, tapones con olor (por ejemplo el del champú le ponía yo), timbre de la bici, moldes para galletas, batidor.
  • Objetos de piel, tela y goma: collar del perro, muñeca de trapo, pelota de tenis, tapón de goma de la bañera, telas, bolsitas cosidas con dentro lavanda o otras hierbas.
  • Cartón y papel: cajas de cartón, rollos del papel de WC, libreta pequeña.

 

cesta de los tesoros

 

Lo ideal es que la cesta contenga dos de cada categoría. El adulto tiene que vigilar el juego pero SIN INTERVENIR. Aunque se pase 30 minutos con una cuchara y no le haga ni caso al resto. Abajo las manos! El pequeño tiene que explorar solo, nada de sugerirle cómo o qué cosa coger. Parece fácil, pero ya me diréis cuantas veces os habéis tenido que contener para evitar darle la piña diciendo «mira una piña, que chula!». xD

 

Por qué evitar el plástico?

 

No es que le tengamos manía a este material, pero es más pobre a nivel sensorial.  No tiene olor o sabor, tampoco da una gran sensación táctil como podrían hacerlo el metal o la madera. Pero vamos, yo a ese cesto le acabé echando de todo xD también anillas de plástico, aunque principalmente lo evitaba.

 

Para las cotillas como yo – de dónde salió Goldshmied?

 

Aquí viene mi yo académica a  dar una pincelada al post 😛 Pues bien, el cesto de los tesoros se le ocurrió junto con el juego heurístico. Era una asistente social psiquiátrica que acabó trabajando en  una guardería Italiana durante la post – guerra. De hecho los horrores que vivió le dejaron bien claro la importancia que tienen realmente los peques de 0 – 3 años y luchó para qué el mundo lo tuviese presente.

Afirmaba que el bebé necesita siempre estar activo, buscar y rebuscar en autonomía, vivir experiencias sensoriales. Así que a partir de la observación de padres con sus bebés concluyó que los pequeños aprenden investigando el mundo y la cotidianidad que les rodea y queda absorto con un simple cesto de tesoros naturales que pueden agarrar, tocar, sentir y sentir.

No os voy a echar más la chapa pero ya sea como mami que como maestra, su historia me inspira, me motiva, me encanta ver que en tiempos difíciles habían personas que reconocían la magia de los niños y luchaban por ellos.

 

Y esto es todo amigos…

 

Solo me queda deciros que el cesto de los tesoros es una ACTIVIDAD TOP PARA BEBÉS! Un «must» de la etapa 0 – 3, ya estáis tardando en prepararla! ;p ya me contaréis qué tal os ha ido! ^^

RECORDAD QUE ME ENCANTA LEER VUESTROS COMENTARIOS! ^^ Así que a soltarse la melena!

 

SI QUIERES UNA MATERNIDAD INNOVADORA, CREATIVA, DIVERTIDA Y UNA CRIANZA RESPETUOSA…

!SUBSCRÍBETE!

Este blog te sorprenderá con actividades infantiles, métodos educativos que no conocías, crianza y mucho más!

Volver al inicio

Si te ha gustado este artículo quizás te interesaría leer Bits de inteligencia de Glenn DomanDisfraces fáciles y baratos para niños o Pintura casera comestible con Curry, Pimienta y cacao.

Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

No olvides COMPARTIR el post 😉
mimitosenelcaos
mimitosenelcaos@gmail.com

Hola! Soy Nai, una madre bloguera! Amante de una maternidad innovadora, creativa y una crianza respetuosa. Te cuento mis trucos, experimentos y mi experiencia sin filtros con un toque de humor! Lista para una maternidad diferente?

1 Comment
  • Mum
    Posted at 19:39h, 16 noviembre Responder

    El mejor regalo para un bebe! Sin duda!

Post A Comment